República Diciembre 11, 2014

Vicepresidente a juicio oral

El juez federal, Claudio Bonadio, certificó la elevación a juicio oral del vicepresidente de la República Argentina, Amado Boudou, luego de que la Cámara Federal rechazara un pedido de nulidad por parte de la defensa del vice.

El magistrado debió aguardar la definición del tribunal para la elevación del juicio, hasta que se cumpliera el paso procesal que imposibilitaba firmar el procedimiento. La decisión “estaba tomada”, dijo Bonadio. Y explicó que rechazó hoy los pedidos de sobreseimiento de Boudou y la ex titular del Registro de la Propiedad Automor, María Graciela Taboada de Piñero.

Antes de la histórica decisión del juez, la Sala II de la Cámara Federal porteña había rechazado el planteo de nulidad de la defensa del vicepresidente, del requerimiento de elevación a juicio oral que hizo el fiscal Guillermo Marijuan. Entonces, Bonadio quedó en condiciones para seguir con los trámites y cerrar la instrucción.

El vicepresidente será juzgado por el Tribunal Oral en lo Criminal Federal N° 1, que salió sorteado hoy, por insertar datos falsos al intentar regularizar la documentación de un automóvil adquirido hace 20 años. Además Bonadio advirtió que es perseguido por el Gobierno del Frente para la Victoria y sectores afines al kirchnerismo de la Presidente Cristina Fernández.

juez claudio bonadio elevo a jucio al vicepresidente argentino amado boudou por corrupcion

El análisis de las fuentes judiciales asegura que “es improbable que en este estado de cosas pueda plantearse un nuevo recurso de Boudou ante la Cámara de Casación para dilatar más el inicio del juicio”, aunque advirtieron: “Todo puede pasar”. El vicepresidente afrontará, además, más procesos en causas judiciales que también podrían terminar en juicio.

Boudou el primer vicepresidente en la historia argentina en ser enjuiciado

Amado Boudou se convertirá en el primer vicepresidente de la República en funciones que será enjuiciado por corrupción por la Justicia federal. Además lo aguarda causas como las del denominado Caso Ciccone, por delitos de enriquecimiento ilícito y abuso del poder como funcionar público, entre los principales.

Estos delitos están tipificados en el Código Penal, que contempla un castigo de uno a seis años de prisión más inhabilitación absoluta perpetua para ocupar cargos públicos.

De la Redacción de Diario Cafayate