Sociedad Febrero 3, 2015

Nueva partida de dinero para la Banda de Arriba

cafayate almeda intendente 2 millones obra pozo agua banda de arriba

Tras la manifestación del viernes, en la que los vecinos de la Banda de Arriba repudiaron al gobierno de Salta y Cafayate por la falta de agua potable, el Concejo Deliberante se reunió ayer y declaró la emergencia hídrica en la zona.

Según fuentes oficiales, el intendente de Cafayate, Fernando Almeda, habría logrado nuevamente una partida de dinero para la misma obra que jamás finalizó, por una suma aproximada a los 2 millones de pesos.

Hace un año la Secretaría de Obras Públicas de la Provincia de Salta, aprobó una asignación monetaria por 2 millones de pesos para la construcción de un pozo de agua potable en la Banda de Arriba. Sin embargo, la obra no se realizó y el intendente pidió otra partida presupuestaria.

Los concejales que declararon ayer la emergencia hídrica, exigieron que las obras y el dinero sean ejecutados y controlados por la Municipalidad. Debido al trance que atraviesan los vecinos, el dinero se pondrá a disposición para la contratación de una empresa que realice los trabajos.

Horacio Di Bella, concejal de la Unión Cívica Radical, también, ratificó los dichos que aseguran que el intendente de Cafayate, habría conseguido una partida de 2 millones de pesos para el agua en la Banda. Daniel Perez, presidente del concejo, hablará hoy.

El miércoles llegará a Cafayate una empresa especializada, para analizar la posible recuperación de la obra del antiguo pozo, aunque la exigencia de los vecinos es la construcción de una nueva excavación, para la provisión de agua potable.

En esta ocasión las autoridades informaron que la obra será controlada por un comité integrado por vecinos y concejo deliberante. Adelantaron que las pericias de la antigua obra demandarán 200 mil pesos y que el dinero restante se destinará únicamente para la funcionalización del agua.

Además, la Empresa Aguas del Norte S.A. aceptó la responsabilidad de disponer personal especializado para el tratamiento de agua en la planta potabilizadora y controlar el funcionamiento de la misma, hasta finalizada la obra.

De la Redacción de Diario Cafayate