Economía Noviembre 19, 2016

ATE Cafayate en alerta

ATE Cafayate asamblea paro y movilización por bono de fin de año

Durante la jornada del jueves 17 de noviembre, los empleados municipales de Cafayate, nucleados en el gremio de la ATE (Asociación Trabajadores del Estado), realizaron una asamblea permanente para analizar el reclamo por el pago del bono de fin de año y la discusión salarial por paritarias.

“Cursamos una nota al municipio para plantearle al gobierno provincial un pedido por un bono de cinco mil pesos, el cual terminó otorgando tres mil pesos en dos cuotas, para noviembre y enero, aunque con la negativa para los trabajadores de Cafayate”, dijo  Jorge Vidal López, de ATE.

“La secretaria de Gobierno nos informó que hasta el momento no está previsto pagar el bono para los empleados de Cafayate porque en el municipio no tienen fondos. Vamos a utilizar todas las herramientas para iniciar una asamblea y decretar un paro para el día viernes”, aseguró el gremialista Vidal López.

Desde el Poder Ejecutivo provincial decretaron el pago de un bono de fin de año por una suma de tres mil pesos. La decisión del gobernador, Juan Manuel Urtubey, afectó la caja de algunos municipios, y los intendentes solicitaron al Ministerio de Hacienda y Finanzas de Salta una ayuda para afrontar el desembolso.

Las asambleas que organizan los trabajadores municipales logran la adhesión del noventa por ciento de los trabajadores. Los gremios buscan una mayor participación en las reuniones para generar una conciencia colectiva y para fortalecer a las asociaciones que crecen desde su constitución.

Por otra parte, el delegado gremial de ATE, Cristian Haviar, manifestó que han declarado el estado de alerta y movilización, por lo que iniciarán un paro de actividades el viernes, y advirtió que endurecerán las medidas. La decisión alcanzará a la prestación de servicios en todas las áreas de la repartición pública de Cafayate.

El intendente de la Municipalidad de Cafayate, Néstor Fernando Almeda, se reunió con el ministro de Hacienda y Finanzas de la Provincia de Salta, Sebastián Gomeza, para solicitarle ayuda para el pago del bono de fin de año. La misión del jefe comunal es la misma que afrontan varios ejecutivos en toda la República Argentina.

Sin embargo, lo que en 2016 se denomina bono de fin de año, en 2015 se denominaba ayuda extraordinaria. El monto del año pasado se aproximó a los 1950 pesos, y se canceló en dos cuotas idénticas. El de este año asciende a 3000 pesos, pagadero en dos plazos, lo que representa un aumento del 65 por ciento.

En noviembre de 2015 los empleados municipales de Cafayate enviaron una notificación al intendente de Cafayate, reclamando por el pago de la ayuda extraordinaria de fin de año. Un mes después, convocaron a una asamblea y amenazaron con un paro. Según los gremialistas, la entonces secretaria de Gobierno,  les informó sobre la falta de fondos.

“Si este viernes no hay respuestas, el lunes podría realizarse un paro general de actividades en la Municipalidad”, dijo el delegado gremial de ATE, Jorge Vidal López, en diciembre de 2015, en una casi idéntica declaración, bajo una casi idéntica situación, en un conflicto entre los gremios y el gobierno, pero un año después.

De la Redacción de Diario Cafayate