Política Junio 11, 2015

Kirchneristas contra Almeda

Kirchneristas contra Fernando Almeda de Kolina

Corrientes de militantes del Frente para la Victoria y La Cámpora desde Cafayate, apuntaron nuevamente contra el intendente, Fernando Almeda, y parte de su entorno íntimo; los acusan de intentar “apropiarse de un proyecto colectivo, el nacional y popular, de Cristina Fernández y Néstor Kirchner”.

La bronca en las filas del kirchnerismo local comenzó cuando el intendente y los suyos iniciaron un reclutamiento de personas que quisieran sumarse al “proyecto”. Visitaban locales comerciales y algunos domicilios privados con información y propuestas en nombre de la agrupación política Kolina (Corriente de Liberación Nacional), de Alicia Kirchner.

Algunos, principalmente jóvenes, accedieron a la propuesta y en su suerte de militantes se acoplaron al modelo nacional y popular que ofertaba el intendente y los candidatos. Otros, más experimentados tomaron opción por sí y por no, siempre con la sospecha de que detrás de la promesa acogía el engaño.

“Nos recorrimos todo el Departamento, Cafayate y Tolombon. Colgamos carteles, repartimos revistas, panfletos, colaboramos con el sonido; todo como verdaderos militantes; siempre y primero del proyecto de Néstor y Cristina. Y nos desilusionaron, nos forrearon, ni siquiera cumplieron con lo que habíamos acordado”, dijo Carlos, militante kirchnerista.

La idea de La Cámpora es fortalecer los municipios, sobre todo, para brindarles mayor participación e identidad. El propio intendente Almeda recibió esta invitación a crecer desde las filas del kirchnerismo que conducen en Provincia y Nación; y lo manifestó públicamente durante una entrevista radial, mientras hacía campaña.

“Acá todos quieren ser Néstor y Cristina. Yo participé en la elección pasada, cuando Almeda todavía era un pichón del Partido Renovador de Salta. Ahora no nos lleva el apunte y logró que muchos nos enojáramos y apartáramos. Ésta vez dije no; no me cagan más, ya me lo hicieron una vez y todo termina en promesas, la quieren toda para ellos”, contó Eduardo de La Cámpora.

Muchas personas validaron su voto a lo que consideran el proyecto nacional y popular, que es inclusivo y equitativo. Otros comprendieron el equilibrio entre oposición y oficialismo para pertenecer aceptando las diferencias. Pero, existen quienes ven como una amenaza la creación de nuevos espacios para los que se mantuvieron al margen y desearon sumarse.

De la Redacción de Diario Cafayate