Sociedad Diciembre 15, 2019

Comerciante minimizó casos de autismo

Cafayate: pirotecnia cero comerciantes

Cafayate | pirotecnia cero – Un integrante del grupo de comerciantes que defiende el uso de fuegos artificiales, opinó que la cantidad de personas que padece TEA (trastorno del espectro autista) no es elevada. Sin embargo, los casos aumentaron un 86% en los últimos diez años.

“Demos gracias que tenemos pocos chicos; en realidad si contamos 50 personas, entre Animaná, Cafayate y San Carlos, es poco el nivel de autismo”, fue lo que expresó el comerciante, durante la reunión que convocó a sectores a favor y en contra de la pirotecnia.

Otro  de los vendedores de fuegos de artificio, aseguró entender el daño que los estruendos provocan a los animales y las personas, y se comprometió a ofrecer únicamente productos más luminosos y menos ruidosos.

“Hemos entendido que ´tantos` decibeles hacen mal a los chicos, pero la ordenanza dice que ´se podían luces` y que no perjudican a nadie. Hemos entendido que los ruidos hacen mal a los animales”, admitió uno de los del sector comerciante.


La pirotecnia daña a las personas y a los animales con hipersensibilidad en sus sentidos


Desde el sector que reivindica los derechos de las personas, explicaron que días antes de las fiestas de fin de año, los familiares de los pacientes con TEA inician una “preparación psicológica” para advertirlos de las crisis que sufrirán.

Además, señalaron que antes de que comiencen las detonaciones, a medianoche, las personas con ese tipo de trastornos experimentan “crisis de ansiedad y ataque de pánico”, y que son las familias las que deben contenerlos.

El TEA es un trastorno de origen biológico, que causa dificultades en la comunicación, el comportamiento y la sociabilidad, y los casos van en aumento. De hecho, hace menos de un año, se creó en Cafayate una fundación dedicada al cuidado de personas con este y otros tipos de alteraciones psiquiátricas.

Una maestra de nivel inicial, dijo que en Cafayate hay cada vez más alumnos con TEA y que prevalecen los casos de niños, porque el trastorno del neurodesarrollo se da más en el sexo masculino que en el femenino.

Diario Cafayate